0

Dieta Vino y Jamón. Comer Jamón Ibérico a diario mejora la salud cardiovascular

dieta vino y jamon iberico salud corazon

La Dieta Vino y Jamón está diseñada para perder de 4Kg a 6Kg durante sus 4 primeras semanas. A diario incluimos el consumo de jamón ibérico en una ración aproximada de 120grs distribuidos principalment entre el desayuno y la cena. Escogemos el jamón ibérico como alimento habitual, no sólo por su impresionante sabor, sino también porque cada vez más estudios lo indican  como un gran aliado contra las enfermedades del corazón.

.

dieta vino y jamon descargar 4 semanas.

dieta vino y jamon iberico cardiovascularNUEVO ESTUDIO HOSPITAL RAMÓN Y CAJAL DE MADRID. Recomendado por Dieta Vino y Jamón

Muchos profesionales de la nutrición estaban convencidos de que el jamón ibérico era perjudicial para las personas que padecían enfermedades del corazón, pues bien, éste mito tiene los días contados. Un nuevo estudio se suma a la hipótesis inicial que hace años algunos sosteníamos y que actualmente se lanza como realidad, “El Jamón Ibérico es bueno para la salud cardiovascular”, así lo expone la última investigación realizada por el Hospital Ramón y Cajal de Madrid, donde demuestran cómo el consumo moderado del jamón ibérico de cebo y especialmente el de bellota, mejora nuestros vasos sanguíneos y la presión arterial.

El estudio ha sido dirigido por el Dr. José Sabán, profesor asociado de Medicina de la Universidad de Alcalá de Henares, y llevado acabo por la Unidad de Endotelio y Medicina Cardiometabólica del Hospital Ramón y Cajal. La innovación de este estudio destaca por realizar un estudios pilotos independientes sobre los efectos vasculares de dos jamones ibéricos.

dieta vino y jamon iberico tapeoPRUEBA PILOTO SOBRE DOS JAMONES DIFERENTES válidos para la Dieta Vino y Jamón

Los dos Jamones Ibéricos de máxima calidad Cebo y Bellota, se evaluaron sobre población sin problemas de salud, con el fin de analizar el endotelio, marcado por la Clínica Mayo de EEUU como el mejor bárometro de salud vascular. Recordemos que el endotelio es  la capa de revestimiento interno de nuestras arterias.

Al comienzo los dos tipos de jamones fueron señalados por su alto contenido en polifenoles por la profesora Cristina Andrés Lacueva del Grupo de Investigación de Biomarcadores y Metabolómica Nutricional y de los Alimentos perteneciente al Departamento de Nutrición y Bromatología de la Universidad de Barcelona.

Hace años un gran número de profesionales de la nutrición y la medicina catalogaban al Jamón Ibérico como perjudicial en enfermos con enfermedades del corazón o síndrome metabólico, recomendando a lo sumo, un consumo esporádico y moderado, incluso en la población sana. Algunos profesionales de la nutrición o naturópatas especializados en nutrición como es mi caso concreto, sosteníamos justo el paradigma contrario, pues si analizamos los micronutrientes del jamón ibérico, todo nos señalaba que podría ayudar a prevenir ciertos problemas cardiovasculares, pues estas variedades de jamones contienen proteínas de alta calidad y son ricos en minerales y vitaminas liposolubles, tienen un elevado contenido en ácidos grasos monoinsaturados (ácido oleico, principal componente del aceite de oliva) así como una riqueza en polifenoles que actúan como potentes antioxidantes. Poco a poco comenzaron a aparecer estudios como éste último, donde se desmiente esta creencia cuando se consume en cantidades moderadas y de forma diaria.

.

dieta vino y jamon iberico colesterol

RESULTADOS Y CONCLUSIONES DEL ESTUDIO

  • Su consumo regular se asociaba a beneficios cardiovasculares. Aunque dicha mejora fue superior en el caso del jamón de bellota, lo cuál sería explicable por su mayor contenido en unos compuestos denominados polifenoles, potentes antioxidantes y antiinflamatorios a nivel vascular.
  • Ninguno de los dos jamones produjeron ganancia de peso ni modificaron el perfil lipídico, ni siquiera el de los triglicéridos, que es creído que se elevan por definición cuando se consume cualquier tipo de embutido.
  • No se observaron elevaciones del colesterol bueno (HDL) y a pesar de ello se produjo lo más importante, la mejora endotelial.
  • Los dos jamones ayudaron a reducir la presión arterial a pesar de tratarse de alimentos ricos en sodio. El descenso tensional sería atribuible a la mejora del funcionamiento endotelial.dieta vino y jamon certificada IMEO

    dieta vino y jamon global health premium

EQUIPO NUTRICIONISTAS IMEO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *